domingo, 30 de noviembre de 2014

RISCO DEL MORRÓN - CENTRAL

Será la novedad. La belleza del lugar y sus vías o la buena temperatura cuando aprieta el calor pero la zona tira. La siguiente a hacer sería la Central, con muy buena pinta y estéticamente casi perfecta. Después de las anteriores el listón estaba alto, pero la verdad es que fue la que más nos gustó de las tres. El primer largo ya te transporta a un universo de agujeros sin final y de puentes de roca cantelludos. Una verdadera maravilla difícil de igualar. Luego la vía va serpenteando entre muros, pequeñas fisuras y agujeros, cientos de ellos, en busca del gran diedro final. Este, a pesar de algún tramo con roca a vigilar, nos ofrece una escalada vertical y atlética. Una virguería totalmente recomendable. Los ojos se van todo el rato hacia la derecha, escaneando el terreno y evaluando posibilidades. Se aprecia un gran cordino azul con mosquetón en medio de la nada, en dirección a un diedro perfecto y muy atractivo, pero no se ve nada más por ningún lado: embarque, proyecto, abandono desde arriba? Ahí queda.

sábado, 29 de noviembre de 2014

RISCO DEL MORRÓN - AUTÉNTICA

La siguiente vía en el risco, y para variar de estilo, ya sería equipada totalmente. Dejamos los trastos abajo, salvo un par o tres de alienígenas salva-vidas, por si las moscas (no salieron del arnés), y nos vamos a la Auténtica. La tenía como recomendada pero al llegar al inicio piensas: ya me la han vuelto a pegar, la verdad es que no se ve muy atractiva. Comienzas a escalar y la cosa se ve casi de otra manera. Una serie de techitos atléticos, aliñados con unos tramos de roca dudosa para darle color, rematan en una fisura de dedos. Un largo magnífico y no lo parecía. El segundo es aún mejor y nos lo pasamos bomba haciendo el mono con los pedazo de cantos que vamos encontrando, uno tras otro, siempre está ahí el siguiente. Otro largo, corto y guapo, con un paso rebotoso y difícil a vista. Mirándolo sale tras un par de tomas falsas. Acabamos con dos tiradas de placa que enlazamos porque empieza a haber un poco de prisa. Muy buena opción como vía equipada, variada y divertida. Se repetirá cantidad, de hecho ya se repite bastante. El Morrón no deja de sorprendernos y nos vamos con un buenísimo sabor de boca.

viernes, 28 de noviembre de 2014

RISCO DEL MORRÓN - VÍA DEL INFANTE

Hace un tiempo me subí a la base del Risco del Morrón para ver como se veía y para acabar de rematar un día incompleto. La verdad es que la roca me sorprendió por la buena pinta y la cantidad de agujeros de todos los tamaños. Respecto al estado de las pocas vías abiertas, indagué un poco pero no obtuve ni la más mínima referencia. Últimamente parece ser la zona de moda en Montanejos a la sombra. Se han abierto vías deportivas, largas y reequipado dos de las tres vías del risco. Lástima que está pendiente de resolución una posible restricción, a ver como acaba. Sinceramente, los términos Green point o chapa negra se refieren a un concepto al que nunca le he dado la más mínima importancia. Es algo que hemos realizado a veces, desde pequeños, para hacer coco o practicar con cacharros. Pero está claro que dónde hay que dar la talla es en terreno sin equipar, un poco expo, con roca dudosa. Escalar pasando de las chapas en una vía que se ha repetido mil veces, con la roca perfectamente compacta, marcada por el magnesio, que posiblemente te conoces y con la chapa al ladito por si me rajo; en serio que no le veo más importancia que la anecdótica personal. Este día nos dio por hacerlo, ya que la roca lo permitía y hacía la vía mucho más interesante y enriquecedora. Este itinerario es, después de la normal (que se ve bastante cutre y matojera) el más fácil de la pared. Resigue el atractivo espolón de la izquierda, aunque no íntegramente, sino que le va buscando las debilidades más fisuradas. La vía, a pesar de su corta longitud y su dificultad asequible, nos pareció buenísima y siempre sobre roca excelente. Una opción muy recomendable para conocer la pared y que se convertirá, gracias a su reciente reequipamiento, en clásica si es que no lo es ya. Con Josep María. Para la bajada tenemos varias opciones: -subir al macizo principal y en pocos minutos llegamos al coche. Aunque yo esta opción la dejaría para una segunda visita, cuando se conozca un poco más la zona. Para no liarse. -Sistema de rápeles por la canal: lo mejor y más rápido. -A pie por la izquierda: no la conozco.

DE CABRAS Y OSOS

Las cabras, las cabras, las p de las cabras.. Estos simpáticos animalitos constituyen en la actualidad el peligro objetivo más grande en la Montserrat. Reintroducidas no hace muchos años, al no tener depredadores ni forma de salir del macizo (por estar rodeadas de carreteras muy transitadas) su desarrollo ha sido vertiginoso. En las zonas de escalada suelen acercarse a los bordes de las cimas, presumiblemente al oír voces debajo, lanzando al vacío numerosas piedras. Por el momento ya han causado una muerte y numerosos heridos. Para saciar su voraz apetito han ido desforestando muchas pendientes y dejando sin retenciones naturales todas las piedras sueltas que se esparcen por las laderas, segunda causa de frecuentes desprendimientos. Mucho cuidado pues, si no estamos escalando en una cumbre bien cilíndrica y con una vía normal fuera del alcance de los bichos. Imagino que la solución será pegrles unos cuantos tiros a las sobrantes. Luego los malos somos nosotros… Por otro lado, hace pocos días murió Auberta. Recordemos que era una osita que se perdió y bajó a un pequeño pueblo del Vall d’Aran, llamando a una casa. Le dieron comida y casi multan a sus benefactores por tamaño crimen. La segunda vez que bajó, ya la capturaron y para el zoo. Tras unos meses allí, la rajan y le meten dentro un localizador, la sueltan y muere porque se le abre la herida y se le salen fuera órganos vitales. La nota oficial parece ser que dice que la operación no tiene nada que ver en su muerte…. Tenemos unos gestores ambientales (bonita palabreja) que no nos los merecemos. Antiparkes, cada día un poquito más (si cabe). Foto de la osita y explicación oficial: http://www.ara.cat/societat/Facultat-Veterinaria-UAB-traumatisme-accidental_0_1255674664.html#a_comments

jueves, 27 de noviembre de 2014

PENYAGOLOSA - BELLAVISTA

Tras delimitar sobre el terreno la línea que se veía sobre la foto e intentar descifrar las dudas de la parte superior, más plaquera y no clara del todo, nos ponemos manos a la obra. Entre medio pasa algo más de una semana, período en el que, por diversos motivos, alargo unos días mi estancia por estas tierras. Uno de los motivos (igual el que más) es venir aquí. Mija, Mampel y yo nos plantamos debajo de la chimenea por la que decidimos comenzar. Resulta mucho más escalable de lo que aparentaba en principio. Es seguro que alguien ya ha subido antes por aquí, por su evidencia y lógico comienzo de la Sherpa. De ahí vamos en busca del motivo que define la línea de la vía: un gran diedro inicial que te manda hacia unas lajas y las placas finales. La escalada es entusiasmante aunque con acumulaciones de bloques que no dan nada de confianza, a veces hay que colocar una chapita para pasar levitando o sin tocarlos. Mampel se pega un curo ciclópeo y lo tira todo para abajo, ahora es otra vía. Misterio: cuando hice la Sherpa ya me fijé en dos reuniones montadas con paraboles de 12 mm, justo a la dere, demasiado cerca. En principio pensé que ya habían abierto la vía, luego vi que no, quizás una inspección previa, pero por la situación de las chapas tampoco cuadraba mucho. Al final pensamos que debían ser fruto de algún rescate o de practicas en pared, o … La primea reunión está en un lugar bastante extraño y no se usa para nada, la segunda, aunque nos desplaza un poquito a la izquierda, respecto al itinerario deseado, si que la aprovechamos por evidente cercanía. Ese día llovía en la costa, al subir atravesamos el mar de nubes y escalamos en un ambiente fantástico. Finalmente nos engullen las nubes y e descenso se convierte en fantasmagórico. El día siguiente, amanece radiante y nos plantamos lo más rápido que podemos en el máximo punto alcanzado y comenzamos a desvelar el secreto de las placas superiores. Mija remata un largo memorable con un tramo digno de Vilanova de Meià. A mi me toca terminar la vía por una placa de roca increíblemente áspera y con sólo un pasito difícil, divertida. Al poco tiempo Mija repite la vía y afina los grados, yo espero repetirla otro día de estos porque merece la pena. Por su dificultad, homogeneidad y belleza, creemos que puede llegar a convertirse en clásica del Penyagolosa.

martes, 25 de noviembre de 2014

PENYAGOLOSA - SHERPA-GUALLART

Penyagolosa es un preciosa pared, muy aparente desde lejos. Una vez en materia hay de todo y algunas de las que parecen ser muy buenas vías, no lo son tanto. Esta en concreto es una de las más clásicas y recorridas de la pared pero puede decepcionar a más de dos. En general la roca es tirando a mediocre y en todos los largos encontraremos tramos a tratar con mucho cariño, con subidas a tetris que deben aguantar por la cantidad de personal que ya se les ha subido encima, pero que nunca sabes exactamente si si o si no sé. En realidad ya sabía lo que había, la vía me gustó: por la compañía, por el buen día que hizo, por la verticalidad, la elegancia y el valor histórico de ser la primera abierta en la pared. La escalada en si, salvo algún tramo en concreto, es más bien cutrilla. Me sirvió también para ver de cerca un proyecto que, sobre el papel, se veía bastante apetecible. Justo a su derecha. Y si que lo era. Sobre el reequipamiento: yo no lo hubiera hecho así. Al final creo que únicamente se repite con frecuencia porque tiene parabolts. Escalada con Ramón y Pau.

domingo, 23 de noviembre de 2014

PARET DE CATALUNYA - VIA DELS ATEUS

Justo llegar de tierras Turcas, y aún con algo de ansia aperturista, quedo con Héctor para una pequeña salida a Montrebei. Para variar de Aragón, vamos a Catalunya y le sugiero de abrir algo rápido y que ya hace unos menes que tenía en mente. Acepta rápidamente. Cuando hicimos la vía dels Devots me fijé en una evidentísima línea de diedros perfectos que subían justo a su derecha y continuaban recto para arriba desde el árbol de la R2. La incógnita quedaba en el torreón final, más plaquero pero en el que se insinuaban algunas debilidades, mirando las fotos una y otra vez. En todo caso, este era el misterio de la ascensión. Lo de abajo salió bonito y chollo, escalada vertical, en diedros y sobre roca excelente. Los largos se suceden de manera fluida y natural, casi como si estuviéramos repitiendo. La cuarta tirada corta un poco el rollo por la mala calidad de la roca, aunque ya entraba en el plan inicial. El toque cutre que necesita toda vía que se precie. Como siempre: elegir, toc toc, ver si se menea y aún así no hacerle mucha fuerza a las presas procurando tirar más de pies para no llevarse ningún sobresalto. Me toca la cutrada y monto reunión en un privilegiado balcón panorámico, el pie del muro interrogante. Me parece que se ve bien por la derecha, así que la oriento hacia allá. Como la ley de Murphy no suele fallar nunca, luego Héctor (muy sabiamente) sube por la banda contraria, por lo que la reunión queda un pelín desplazada, tampoco demasiado. Queda un largo excelente, con un paso tipo crux morfológico y poco apto para enanos lisiados como yo. O sea, que no me sale el pasito. El resto bien. Creemos que el resultado final es bueno, como vía corta en la Paret de Catalunya. Casi no pasa una semana y 6 caracoles 6 van a repetirla a modo de celebración y coincidiendo con la vía número 100 de Chavi en el Congost. Felicidades.

sábado, 22 de noviembre de 2014

PIC DE LA SOLANA DE LLAUSET - GAS

Muy cerca del Vallhiverna tenemos la región granítica de Angliós. Con numerosos itinerarios sobre roca excelente , en un paraje maravilloso y con el denominador común de la poca dificultad de todas sus vías. A ello contribuye lo tumbado del terreno y la abundancia de buenos agarres durante gran parte del recorrido. Algunas han sido ya publicadas. Otras no, pero lo serán en un futuro no muy lejano. Todas ellas creo que son interesantes y convertirán a la zona en un pequeño referente en cuanto a escaladas fáciles se refiere. Por el momento Roger me envía esta línea abierta por el mismo y apañada junto a su hermano en el ya famoso Pic de la Solana de Llauset. Un itinerario de IV+ como límite en sus más de 200 metros de recorrido y que seguro conocerá una buena afluencia el próximo verano, si hace un poco de mejor tiempo que el pasado.